Proyecto Japan

japan

Los que me seguís por el blog o las redes sociales, ya sabréis de mi pasión por Japón. Pues bien, he comenzado un proyecto llamado “Japan” en el que estoy contactando con gente que ha estado o que está en Japón para invitarles a contar su experiencia con el país nipón y que expliquen qué es aquellos que les hizo viajar hasta allí y si es el caso, que les hizo volver para quedarse o que les haría volver a visitarlo.

La intención es subir un post a la semana durante un año para que en total, hayan al menos 48 historias y puntos de vista, seguro que diferentes entre si.

Si has estado en Japón y quieres colaborar aportando tu historia y tu punto de vista, puedes ponerte en contacto conmigo aquí.

¡Estaría encantado de que participases!

Toda difusión de este proyecto es bienvenida :)

Visitando Montserrat

Ayer subí un post sobre el pequeño y para muchos desconocido pueblo de Mura, pero la semana anterior visitamos la famosa montaña de Montserrat, mucho más conocida incluso a nivel internacional.

Os dejo con algunas fotografías que tomé con la GoPro, espero que os gusten :)

DCIM100GOPRO

Antes de llegar a la entrada de la zona donde está el monasterio, la zona turística, etc ya se ven estas vistas.DCIM100GOPRO

El monasterio desde fuera no parece un monasterio, las ventanitas son de un hotel.
DCIM100GOPRO

Izquierda: entrada al cremallera para subir hasta arriba. Derecha: cafetería y tiendas de souvenirs.

DCIM100GOPROSelfie disimulado

DCIM100GOPRO

Si llego a comerme eso, ahora no estaría escribiendo este post.

DCIM100GOPRO

La montaña de Monsterrat se caracteriza por estar formada por enormes piedras.DCIM100GOPRO

Entrada a la plaza de la catedral.DCIM100GOPRO

Plaza interior de la catedral.

Visitando Mura

El pasado Domingo madrugamos un poco y decidimos visitar algún pueblo bonito que no estuviera muy lejos de casa. Y tras buscar un rato imágenes por internet decidimos ir a Mura.

Mura es un pequeño pueblecito estilo medieval situado en un parque natural (Sant Llorenç del Munt i l’Obac), así que se encuentra rodeado de montañas, árboles, cuevas y fuentes naturales.

Su nombre viene del latín “murus”, que quiere decir muro o fortaleza, ya que por lo visto, el pueblo contaba antiguamente con una zona amurallada.
El pueblo comenzó a levantarse alrededor de la iglesia de Sant Martí, que está documentada desde 1088.

Y tras esta breve introducción, no quiero daros más la brasa, al que le interese la historia completa del pueblo, puede buscar en Google o visitar la web del ayuntamiento de Mura.

Y ahora, unas panorámicas que hice del pueblo.

mura1

Entrada del pueblo

mura2

Vista desde lo alto de una calle

mura3

Yo saltando con cara de tonto

mura4

Plaza de la iglesia

mura5

El cielo en estos sitios suele ser espectacular

mura6

Otra vista de la entrada del pueblo

Sin duda, una visita que valió la pena, ¡os recomiendo visitar este pequeño pueblecito si tenéis ocasión! :)

Reto #drawingalongmarch

Este fin de semana Arianeta me habló del reto #drawingalongmarch, ideado por Samtronika del blog The Cute Way y por Gemma de Wasel Wasel.

El reto consiste en dibujar algo cada día y subirlo a tus redes (casi todo el mundo está utilizando Instagram) con el hashtag #drawingalongmarch. Cada día hay un tema sobre el que hay que trabajar, la lista es al siguiente:

drawingalongmarch

En mi caso, lo que voy a hacer es diseñar un logo ficticio en relación al tema, como si se tratase del logo de una tienda, marca o servicio. Me servirá para practicar y ampliar mi portfolio.
Si consigo hacerlo cada día, a finales de mes tendré 31 logos distintos, no está mal, ¿no?.

Os animo a participar en esta iniciativa, que si bien hay muchas como esta cada dos por tres, siempre es divertido participar en ellas y más aún ver qué es lo que hacen los demás.

Aquí os muestro mis tres primeros logotipos :)
1

2

3

Sí que si tenéis curiosidad en ver qué voy haciendo, podéis hacerlo en mi cuenta de Instagram.

También iré subiendo algunos a mi cuenta en Dribbble, que como ya sabéis, le estoy dando caña ;)

Restaurant Loria

Hoy vengo con una pequeña reseña de un restaurante de Barcelona.

Se trata del Restaurant Loria, ubicado en el centro de la ciudad, concretamente en la calle Roger de Llúria, 35.
Tenía pendiente visitarlo, ya que un buen amigo mío es director del restaurante desde hace algunos meses y según me decía, estaba muy bien y competía con muy buen resultado con otros restaurantes de la zona. Y mi amigo no es de los que hablan por hablar, si lo decía estaba convencido de que era verdad.
Aún así, me gusta comprobar las cosas por mi mismo y si además son de comer, razón de más.

Quedé con mi madre para ir al restaurante sobre las 14:30 (invitó ella, ¡gracias, mama!) y al haber reservado por la mañana, ya nos tenían la mesa preparada.
Es aconsejable reservar, pues estaba bastante lleno. Lo suficientemente lleno como para que si vas sin reserva debas esperar un buen rato. En todo el rato que estuvimos comiendo, casi todas las mesas estuvieron ocupadas. Eso es buena señal para un restaurante.

El local es pequeño comparado con otros restaurantes y aunque las mesas están algo juntas unas de otras (sobretodo las que son para parejas de comensales) en ningún momento nos sentimos agobiados ni nos molestó ninguna de las mesas de al lado.

Es un local de diseño sencillo pero moderno, con una decoración cuidada y muy bonita.

Captura de pantalla 2014-02-08 a la(s) 04.50.59

Todos los camareros son estupendos, siempre atentos a lo que el cliente pueda necesitar o pueda faltarle, se nota que son profesionales.

Pero pasemos a lo importante, la comida.

El Restaurant Loria tiene una amplia carta de recetas de toda la vida pero adaptadas a los tiempos modernos. Eso de las innovaciones culinarias, la verdad es que no va mucho conmigo, soy una persona más bien clásica en la mesa, pero debía probarlo. Y no me arrepentí, todo lo contrario.

A pesar de que hay carta (podéis verla aquí), también tienen un menú con entrante, primer plato, postre y bebida que si no recuerdo mal, cuesta unos 12,5€

Al ser un restaurante de diseño, lo que esperas es que la comida esté buena, pero que te pongan poca cantidad. En Restaurant Loria no van con eso. Aquí la comida está deliciosa, pero además, es abundante.

De entrante, pedí unos espaguettis con salsa boloñesa intensa. Lo de intensa me llamó la atención.

IMG_1292

Que no os engañe el plato, habían bastantes espaguettis. Y estaban buenísimos. La salsa barbacoa realmente se gana el adejtivo de “intensa”.

Mi madre de entrante se pidió una crema de verduras que también probé y estaba deliciosa también. Creo que la pediré la próxima vez que vaya.

Vamos con los segundos platos, mi madre pidió una cazuela de arroz que estaba al punto y muy muy bueno. Además lo sirven en una cazuelita individual para que no pierda el calor, todo un detalle.

Yo pedí una brocheta de ternera con pico de pollo (que son las verduritas, no lo sabía y lo pregunté) acompañado por unas patatas bravas. La carne estaba hecha, como a mi me gusta y muy sabrosa, un 10.

IMG_1296 IMG_1294

La guinda y que nos enamoró fue el postre. No recuerdo que otros postres habían porque en cuanto el camarero nos recomendó “El mojito versión Loria” no nos lo pensamos dos veces.

IMG_1297 IMG_1298

Un mojito hecho gelatina con una bola de helado de limón. La mezcla era perfecta. A priori puede parecer que hay poco, pero cuando llevas un par de cucharadas te das cuenta de que si te llenasen el vaso, tendrías que pedir un taxi para volver a casa. Exquisito. Vale la pena ir sólo para probar esto, en serio.

Como podéis ver, la experiencia de visitar el Restaurant Loria nos encantó y por supuesto que repetiremos. Creo que no hace falta decir que este post lo he escrito porque he querido y nadie me ha pagado y ni siquiera insinuado que lo escriba para hacer publicidad del local.

Puede que tenga amistades dentro, pero realmente si escribo esto es porque creo que vale la pena. Si no lo pensara, directamente no estaría escribiendo este artículo.

Y para que no queden dudas, os invito a leer opiniones del local en lugares como eltenedor, Trip Advisor o FourSquare.

El restaurante lleva abierto menos de un año y como podréis ver, está recogiendo muy buenas críticas. En algunos comentarios he leído que el servicio es algo lento, pero os aseguro que el día que fuimos, con el restaurante lleno, no tardaron nada en servirnos a nosotros ni a la gente de las mesas contiguas. Parece que el servicio ya ha cogido el ritmo de un restaurante en pleno centro de la ciudad.

Y antes de despedirme me gustaría recomendaros el blog de mi amiga twittera @eva_rodri, Mantel a Cuadros, en el que como habréis adivinado por el nombre, las reseñas culinarias son más frecuentes que aquí. Escribe sobretodo reseñas de locales de Barcelona, aunque si sale de la ciudad también lo documenta y nos lo muestra. Ya tardáis en visitarlo!

Gracias por visitar mi blog. Me harás muy feliz si visitas también mi dribbble :) Dribbble
Hello. Add your message here.